Belleza de cejas: ¡se te va la pinza!

Por desgracia o por fortuna, las células no dejan de reproducirse ni los pelos de crecer. Tarea cuanto menos desagradable la de depilar las cejas, pero más lo es cuando no dispones de unas pinzas adecuadas. Con adecuadas no nos referimos al color, el material o el precio… la forma de la punta, la clave de una depilación más rápida.

Sara Niño

Pinzas depilar cejas

Pinzas depilar cejas

Punta redonda, recta o en diagonal, cada tipo de pelo tiene su dueña. La primera, ideal cuando los pelitos están muy cortos, en plena frase de crecimiento y, por tanto, son imposibles de asir.

Punta en diagonal

Twentynails recomienda las pinzas de depilar con esta terminación cuando los pelos ya están largos pero queremos retirarlos con precisión y desde la raíz. Sin fallos. Y es que es bastante desagradable llevarse de una vez varios pelos habiendo querido solo quitar uno…

Riesgo que se corre con las pinzas de punta recta, que atrapan varios pelos de una vez… Claro que, si es lo queremos, para acabar antes, mejor que mejor.

Acero inoxidable

Estas pinzas para depilar cejas de Twentynails están fabricadas con acero inoxidable, un material muy empleado en la industria en general y en la medicina en particular. Por ejemplo, los instrumentos quirúrgicos con los que operan los médicos son de acero inoxidable. ¿Por qué? Porque están protegidos de la corrosión, la oxidación y las altas temperaturas. Es, pues, un material no extremadamente caro y muy recomendable para las herramientas de depilación.

Más información en la web de Twentynails.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.